22 octubre 2013

Recomendaciones para evitar el robo de tu bicicleta

Autor del texto: Alexander Carreño

Serpa recibe su bicicleta, recuperada por la policia
El robo de bicicletas es un fenómeno antiguo, latente y recurrente que afecta a todo el mundo y en mayor proporción a las grandes ciudades, pero que desafortunadamente hoy en día se encuentra en aumento. A comienzos de año vimos en los noticieros como al ciclista profesional José Serpa le robaron su herramienta de trabajo mientras entrenaba en la carretera de ascenso a El Picacho, en Bucaramanga. Afortunadamente la policía pudo recuperar la bicicleta de Serpa pocos días después de la denuncia. Desafortunadamente no todos somos famosos y podemos salir en los medios de comunicación denunciando el robo de nuestras bicis para que las autoridades se pongan en la tarea de recuperarlas. Hace pocas fechas pudimos ver en las noticias una marcha organizada por los ciclistas de Medellín para protestar por la inseguridad y el continuo robo de bicicletas en la muy frecuentada vía al alto de Las Palmas. Pero este fenómeno no es exclusivo de nuestro país. En Holanda se estima que el 10% de las bicicletas son robadas cada año.

El transporte en bicicleta ha venido ganando fuerza, según lo demuestra el incremento de su uso en un 107%, pasando de 49.755 viajes en 2005 a 102.818 en 2011 (IDRD 2013).
Este aumento se presenta no solamente por ser este transporte el más ecológico y económico; sino también por convertirse en una clara alternativa de desplazamiento en las grandes ciudades, que a la vez proporciona enormes beneficios de protección cardiovascular y es así como lo promocionan la Secretaría de Movilidad, el IDU y el IDRD con la campaña “Mi estilo es bici” bajo el lema “Económica, Saludable y Ambiental”, para crear conciencia en la ciudadanía sobre tal alternativa.

En las grandes ciudades se viene trabajando en aumentar la red de ciclo-rutas, bici-corredores y bici-carriles, aparte de las tradicionales ciclovías de los festivos; pero no vemos que campañas, acciones y estrategias se toman en cuanto a la seguridad de los ciclistas.

Según se registra en la última encuesta de Seguridad Ciudadana del DANE las bicicletas son los vehículos que más se hurtan en Colombia después de los automóviles. FENALCO publicó un informe en el que afirmaba que en Bogotá se roban seis bicicletas cada hora. Entre enero y julio de 2013 se presentaron 708 hurtos. Algunos fueron con arma de fuego (36), con arma blanca (135) y con engaños (27). Se presentaron 97 hurtos más que en el mismo periodo del 2012. Las localidades más afectadas fueron Suba (116 denuncias), Kennedy (82), Bosa (69), Engativá (69), Usaquén (68) y Chapinero (62). Aproximadamente el 43% de esos robos se presentaron por descuido de los usuarios al dejarlas mal parqueadas o porque fueron víctimas de engaños.

Así como pasa con otras modalidades de hurtos, se considera que este fenómeno hasta el momento no tiene una solución definitiva; porque la conducta de robar es inherente a al ser humano. Y esto se agudiza aún más cuando vivimos en un país con una elevada desigualdad social.

El hurto de bicicletas ha existido desde que se inventó este medio de transporte. Sin embargo ante este panorama debemos atender a las recomendaciones que emitan las autoridades. Aquí presentamos otras recomendaciones a tener en cuenta y que pueden ser útiles para evitar y minimizar el robo de nuestro tan amado caballito de acero, aluminio o carbono.

Identificación de bicicletas
Recordamos como anteriormente se expedían placas a las bicicletas como se hace hoy en día con las motos. Lamentablemente ya no se hace y se desconoce el motivo. Esta situación de ausencia de un censo de bicicletas en cada ciudad favorece el robo y tráfico de repuestos usados por parte de ladrones y reducidores.
- Lleva siempre los documentos de propiedad de tu bici.
- Nunca alteres el ID de la bici.
- Registra tu bicicleta en http://www.biciregistro.co/.

Tráfico de bicicletas robadas y repuestos
- No compres bicicletas ni repuestos de segunda mano.

Tu vida vale más que tu bici
- En caso de ser víctima de robo, evita confrontar al ladrón. Por más valor sentimental y comercial que le tengas a tu bici no vale la pena poner en riesgo tu vida.
- Siempre poner el denuncio ante la policía.

Por la vía
- Lleva siempre elementos de protección como casco, gafas, guantes, elementos reflectivos, etc.
- Lleva siempre el teléfono celular con manos libres. Comunícate permanentemente con alguien para informar en dónde y cómo vas.
- Si te es posible, ten un dispositivo y mantente conectado con algún programa de registro de rutas (http://www.strava.com/).
- Desconfía de los desconocidos que se acerquen a ti y que halaguen tu bici o tu desempeño con el pretexto de revisarla. Nunca dejes a un desconocido montar tu bicicleta.
- Evita salir a montar solo. En lo posible ve en grupo de conocidos o con un vehículo de escolta.
- Evita caminos y carreteras poco transitadas por los ciclistas.
- Evita las rutinas, como tomar siempre la misma ruta, a la misma hora, etc.
- Evita las horas extremas para montar: muy temprano o muy tarde.
- Lleva los elementos y herramientas necesarios en caso de averías o pinchazos: inflador, parches, mangueras.

Debes tener en cuenta
- Entre más nueva tu bici existe mayor riesgo de ser robada. Las bicicletas de alta gama son las más buscadas por los ladrones.
- Identifica los sitios donde han ocurrido robos recientemente.
- Conoce los testimonios de personas que han sido víctimas de robo en www.facebook.com/groups/nomasrobosaciclistas/.
- Si tu bici es de alta gama llévala como un pasajero en el automóvil y mantén el bajo perfil. Si esto no es posible  elige el soporte de techo; es menos accesible para los ladrones en caso de una parada.
- Si tu bici es de alta gama asegúrala con una póliza de riesgo.
- Guarda tu bici ojala dentro de tu vivienda y asegura los contenidos mediante póliza.
- Dotar tu bici con un dispositivo GPS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada