02 julio 2013

Alto de Las Palmas, cuatro variantes a cual más dura

Curva al 16% antes de entrar a la vía principal de Las Palmas
Si se trata de subir puertos de montaña en bicicleta Medellín es con toda probabilidad la ciudad más privilegiada del mundo. Es cierto que localidades como Luz-Saint-Sauveur, Saint-Jean-de-Maurienne y Briançon en Francia o Bormio en Italia albergan muchos colosos de montaña en sus alrededores, pero comparados con una capital como Medellín no dejan de ser pueblos perdidos en la montaña, con los puertos impracticables durante los largos meses de invierno. Medellín en cambio es una ciudad de verdad, con tres millones y medio de habitantes, metro, centros comerciales, edificios de cien metros de altura, vida nocturna, bullicio y calles ruidosas y atascadas. Y lo mejor: desde sus calles parten una decena de puertos de montaña que pueden subirse cualquier día del año. Porque por la altura y el trópico, climatológicamente hablando, aquí siempre es primavera.
En esta entrada presentamos las cuatro variantes occidentales del muy conocido alto de Las Palmas, las que parten de las calles de la ciudad. El comienzo, como ocurre en todos los puertos de Medellín, es bastante incomodo por el tumulto y el tráfico. Pero como suele ocurrir luego de unos kilómetros, al salir de la ciudad la carretera se despeja para dejarnos a solas con la montaña. Estas cuatro variantes tienen en común los 5 últimos kilómetros de ascensión, una amplia autopista de doble calzada para ir al aeropuerto internacional José María Córdova en Rionegro. 500 metros antes de coronar las Palmas trazamos la conocida como curva de Judas.
Variante de San Diego, la ruta normal. La vertiente “fácil” de Las Palmas, la que asciende por San Diego, en plenas calles de Medellín, es un alto duro de Primera Categoría, con 15.6 kilómetros al 6.6% de pendiente media. Sin ser nada escénico, es un buen lugar de entrenamiento, con una amplia cuneta para los ciclistas. La parte más exigente de la subida la encontramos en los 10 kilómetros finales al 7.3%.
Variante de La Cola del Zorro, un inicio brutal. En este caso tenemos un comienzo terrorífico, con 2.8 kilómetros al 12.25%, uno de ellos completo por encima del 13.5%, y varias rampas al 16 y 17%. A pesar de que comparte los últimos 8 kilómetros con la variante normal de San Diego, por la dureza de su primera parte alcanza a sumar un coeficiente APM de 285 puntos, lo que permite catalogar la variante de la Cola del Zorro como de Categoría Especial.
Variante de La Loma del Tesoro, el calvario de Santiago Botero. Esta variante de “dificultad media” de Las Palmas, a diferencia de las otras, ya se ha ganado una reputación en el ciclismo de competencia. Tras una primera parte dura, con un tramo de 3.5 kilómetros al 8.8% de media, en el durísimo kilómetro intermedio al 14% Santiago Botero casi pierde la camiseta amarilla de líder de la Vuelta a Colombia 2007 con Mauricio Ortega. La curva en herradura final, justo antes de entrar a la carretera de Las Palmas, alcanza el 16% de pendiente. Por su coeficiente de dificultad APM de 267 puntos es un alto de Categoría Especial.
Variante de La Loma de Los Balsos, rampones inmisericordes en las calles de Medellín. Existe una carretera que ahorra a los habitantes del sur de la ciudad la ida hasta el centro para comenzar el ascenso hacia el alto de Las Palmas. Esta carretera se llama la Loma de Los Balsos. Y cuando una calle en Medellín tiene el prefijo “loma” hay que tomarse la cosa en seria. Este es el más exigente de los ascensos que arrancan desde las propias calles de Medellín. Los números de Los Balsos lo dicen todo: algo más de 10 kilómetros al 9.56% de media y rampones de hasta el 17 y 18% para sumar un coeficiente de dificultad de 327 APM. Todo un puertazo de Categoría Especial. La vertiente “dolomítica” de Las Palmas son cinco brutales kilómetros al 11.7% de pendiente promedio antes de empalmar con los restantes cinco kilómetros finales de Las Palmas que tienen un 7.5% de media. Lo más duro del puerto son dos paredes, cada una de un kilómetro eterno. La primera por encima del 15% y que se sube en una recta rodeado de casas y árboles, sin ninguna posibilidad de divisar algún paisaje que nos distraiga del esfuerzo. Y la siguiente al 14% es el mismo tramo de la variante de El Tesoro.
La autopista a Las Palmas, común a las 4 variantes de ascenso

8 comentarios:

  1. Este blog es tan bueno, hecho con tanto profesionalismo y dedicación que uno no puede dejar de pasar por acá y decir por lo menos, gracias.
    He subido muchísimas veces las Palmas por 3 de esas 4 vías. Me alegra poder compararlas con este excelente análisis. Gracais a su blog voy a viajar a Medellín con bicicleta para entrenar.

    ResponderEliminar
  2. He subido muchas veces por san diego, la mas suave de la cuatro vertientes segun describen aqui en esta detallada cronica, a mi modo personal que soy un cicloturista, un gomoso de la bici, esta vertiente tiene su grado de dureza, es muy agradable en als mañanas ver muchos profesionales subiendo por esta via, es un puerto buenisimo, ademas que tiene una longitud considerable.

    ResponderEliminar
  3. excelente¡¡ he hecho los 4 ascensos, todos me encantan, muy buena informacion, uno lee y dan ganas de salir a rodar¡

    ResponderEliminar
  4. Que nota de Blog, yo estoy empezando y he subido las palmas un par de veces, para beginners es un excelente reto y una forma de entrenar ni la h...

    ResponderEliminar
  5. ...Falta el ascenso por la loma del Escobero desde Envigado, giro a la izquierda luego de Mahalo, escuela de equitación Eccus y que desemboca en Palmas unos 5 km antes de el alto.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias por la información.

    ResponderEliminar
  7. Que buenos datos, llevaba toda lavida preguntandome esta informacion que consignas en este blog. SAludos Muchas gracias

    ResponderEliminar
  8. Gracias por la información,excelente blog!

    ResponderEliminar